Sin categoría

Jugar y aprender

1. Procesos Cognitivos en los niños

Una de las grandes ventajas de jugar y aprender es la evolución de los procesos cognitivos. Dentro de los cuales podemos comentar, la capacidad de evocar información previamente aprendida( la memoria), función por la que nos concentramos en un objeto (atención), aprender y reproducir las conductas realizadas por un modelo(imitación), identificar y seleccionar características de objetos(conceptualización), poder dar respuesta a diferentes situaciones y conflictos(solución de problemas).

Piaget  fue el primer psicólogo en realizar un estudio sistemático del desarrollo cognitivo. Para Piaget, el desarrollo cognitivo es una reorganización progresiva de los procesos mentales como resultado de la maduración biológica y la experiencia mental. Los niños construyen una composición del mundo que les rodea, y luego experimentan discrepancias entre lo que ya saben y lo que descubren en su entorno. Según el pensamiento de Piaget los niños son como «pequeños científicos» que tratan activamente de explorar y dar sentido al mundo que les rodea.

Gran parte de la teoría de este científico se fundamenta en la observación del desarrollo de sus propios hijos, a partir de lo cual, Piaget planteó acerca de las etaoas del desarrollo intelectual en las que incluyó cuatro etapas diferenciadas:

– ETAPA SENSORIO-MOTORA: la cual abarca desde el nacimiento hasta los 2 años.

-ETAPA  PRE-OPERACIONAL: desde los 2 años hasta los 7 años aproximadamente.

-ETAPA OPERACIONES CONCRETAS: de 7 a 11 años aproximadamente.

-ETAPA OPERACIONES FORMALES: que comienza en la adolescencia y se extiende hasta la edad adulta.

 

 

2. Estadios de los procesos cognitivos

El estadio sensorio-motor

Este estadio tiene relación con los sentidos y la acción. Los niños desarrollan la conducta intencional o dirigida hacia metas(golpear un sonajero para que suene). Los niños llegarán a comprender que los objetos tienen una existencia permanente que es independiente de su percepción(permanencia de objeto). Además, existen unas actividades que en este período experimentarán un notable desarrollo: la imitación y el juego. Piaget, denominó reacción circular al mecanismo de aprendizaje más temprano. Consiste en una nueva experiencia que es el resultado de la propia acción del sujeto. La reacción es circular porque, debido a los efectos «interesantes»; el niño intenta repetir este evento una y otra vez. Hay tres tipos de reacciones circulares que van apareciendo de forma progresiva: las primarias que están centradas alrededor del cuerpo del niño, (por ejemplo, sacar repetidamente la lengua); las secundarias dirigidas hacia la manipulación de objetos(por ejemplo, golpear un objeto); y las terciarias, que tienen que ver con la exploración de efectos novedosos en el mundo que le rodea(por ejemplo, golpear un objeto de distintas formas).

El estadio preoperacional 

La capacidad de pensar en objetos, hechos o personas ausentes marca el comienzo de la etapa preoperacional. Entre los 2 y los 7 años, el niño demuestra una mayor habilidad para emplear símbolos-gestos, palabras, números e imágenes-con los cuales representar las cosas reales del entorno. Ahora puede pensar y comportarse en formas que antes no eran posibles. Puede servirse de las palabras para comunicarse, utilizar números para contar objetos, participar en juegos de fingimiento y expresar sus ideas sobre el mundo por medio de dibujos. El pensamiento preoperacional tiene varias limitaciones a pesar de la capacidad de representar con símbolos las cosas y los acontecimientos. Piaget designó este periodo con el nombre de etapa preoperacional, porque los preescolares carecen de la capacidad de efectuar algunas de las operaciones lógicos que observó en niños de mayor edad. Antes de comentar las limitaciones del pensamiento preoperacional vamos a examinar algunos de los progresos cognoscitivos más importantes de esta etapa.

Estadio de las operaciones concretas

El niño empieza a utilizar las operaciones y la lógico para reflexionar sobre los hechos y los objetos de su ambiente. Por ejemplo, si le pedimos ordenar cinco palos por su tamaño, los comparará mentalmente y luego extraerá conclusiones lógicas sobre el orden correcto sin efectuar físicamente las acciones correspondientes. De acuerdo con Piaget, el niño ha logrado varios avances en la etapa de las operaciones concretas. Primero, su pensamiento muestra menor rigidez y mayor flexibilidad mentalmente. Es decir, puede devolver a su estado original un estímulo como el agua vaciada en una jarra de pico. Así pues, el pensamiento parece menos centralizado y egocéntrico.
jugar y aprender Coches Eléctricos para Niños

Estadio de las operaciones formales

Una vez lograda la capacidad de resolver problemas como los de seriación, clasificación y conservación, el niño de 11 a 12 comienzan a formarse un sistema coherente de lógica formal.

Al finalizar el periodo de las operaciones concretas, ya cuenta con las herramientas cognoscitivas que le permiten solucionar muchos tipos de problemas de lógica, comprender las relaciones conceptuales y clasificar los conjuntos de conocimientos.

Durante la adolescencia las operaciones mentales que surgieron en las etapas previas se organizan en un sistema más complejo de lógica y de ideas abstractas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *